JUEGO DE TRONOS – 404 – GUARDAJURAMENTOS.


404 – Oathkeeper
Escritor: Bryan Cogman.
Director: Michelle MacLaren.
Valoración:

Sinopsis:
Los Inmaculados de Dany se infiltran por las alcantarillas, dando el último empujón a los esclavos para que se levanten contra sus amos. Jaime visita a Tyrion, reforzando sus lazos. Cersei le pide a Jaime que le traiga la cabeza de Sansa, pero él encarga a Brienne que la encuentre y la ponga a salvo; lleva la espada que le regaló Tywin y a Pod, antes escudero de Tyrion.

Meñique explica a Sansa parte de sus planes: Joffrey era un aliado peligroso, los Tyrell prometen ser más tranquilos y dóciles. Olenna le dice a Margaery que se alegre de la muerte de Joffrey y que ahora debe hacer buenas migas con Tommen.

Locke se infiltra en la Guardia de la Noche, enviado por Bolton. Jon y Alliser siguen teniendo roces. Este último lo envía finalmente a la misión de ir contra los amotinados para ver si hay suerte y el bastardo no vuelve. Bran ha caído preso de estos mismos traidores.

Frases:
-Barristan: En ocasiones es mejor responder a la injusticia con compasión.
-Dany: Responderé a la injusticia con justicia.

-Tyrion: Sansa no es una asesina. Todavía no, al menos.

-Sansa: ¿Y qué es lo que queréis?
-Meñique: Todo. Mi amistad con los Lannister fue de lo más productiva. Pero Joffrey, un muchacho despiadado con una corona en la cabeza, no era un aliado de confianza (… ) Mis nuevos amigos son predecibles. Son gente muy razonable.

-Allison: Bastardo del traidor. Dame una excusa. Mormont no está aquí para protegerte ahora.

-Janos Slynt: No puedes ser comandante en funciones para siempre. Habrá unas elecciones. El viejo maestre insistirá. Podrías reconsiderar su petición de marchar hacia el Torreón de Craster. Deja que los amotinados se ocupen de Nieve. O podrías acabar recibiendo órdenes de él el resto de tu vida.

-Jaime: Hicisteis el juramento de devolver a las niñas Stark a su madre. Lady Stark está muerta. Arya probablemente también lo esté. Pero aún es posible encontrar a Sansa y llevarla a un lugar seguro.
-Brienne: La encontraré. Por Lady Catelyn.

-Jon: Si la Guardia de la Noche somos verdaderos hermanos, entonces el Lord Comandante Mormont era nuestro padre. Él vivió y murió por la Guardia, y fue traicionado por sus propios hombres. Apuñalado por la espalda a manos de cobardes. Se merecía un final mucho mejor. Ahora todo lo que podemos darle es justicia. ¿Quién se unirá a mí?

-Karl: ¿Quiénes sois?
-Bran: ¡Soy Brandon Stark! Soy Brandon Stark de Invernalia.
-Rast: Es el hermano de Jon Nieve.
-Karl: Y pensaba que este iba a ser otro día aburrido.

Comentario:
Guardajuramentos es otro capítulo que arrastra ruidosa polémica, porque supone la llegada de no uno sino dos momentos que muchos lectores esperaban con cierta inquietud. El primero es que la serie empezase a apartarse mucho de las novelas después de ir cambiando cosillas poco a poco (para bien o para mal) y de seguir obviamente un estilo narrativo distinto (hay cosas que por cojones se tienen que modificar ligeramente al pasar a serie). El segundo es que alcanzara al ritmo de novelas publicadas, con lo que forzosamente empezará a ir más allá en algunas historias.

En lo que a mí respecta, los cambios vistos en el episodio están plenamente justificados y ninguno falta al espíritu de los personajes y tramas originales. Hasta ahora, las desviaciones más destacables, como el desastre de Qarth (Talysa o Ros no son cruciales, aunque molestaran bastante, pero la trama de Qarth sí fue bastante malograda), me dejaban pensando en que los guionistas tenían muchas posibilidades de meter la zarpa bien metida en cuanto las circunstancias empujaran a alterar más las cosas, o cuando decidieran hacerlo porque les sale de ahí, como en esos tres ejemplos citados. Pero lo visto en este capítulo trae buenas dosis de esperanza, al menos para los que no lloriquean por cada cambio solo por existir, sin analizar su impacto en la serie y su fidelidad a George R. R. Martin.

Después de estar como dos temporadas quejándome de que a Bran no le daban el tiempo y protagonismo necesario para que no quedara en una mera anécdota, en un secundario desaprovechado (y en un entorno desaprovechado, pues el más allá del Muro no es tan fascinante como en las novelas), ¿cómo no voy a celebrar que amplíen su sección? Y no supone una traición ni a Bran ni a Jon. ¿Que el bastardo sepa que su hermano anda por ahí modifica su personalidad hasta alejarlo por completo del libro? No, de hecho es consecuente con la evolución vista hasta ahora: se preocupa pero no se lanza a lo loco sin pensar, observa la situación y medita las posibilidades. Es evidente que Jon ha madurado, y esta subtrama inventada no altera esa proyección. Además juntar varias historias es un acierto narrativo a varios niveles: permite mostrar conjuntamente secciones que por separado consumirían más tiempo, y aumenta el interés al incluir mayor intriga por el porvenir de los protagonistas. Por una vez la parte del Muro se trabaja tanto como la Desembarco del Rey, y promete seguir así, rompiendo la tendencia anterior. Por cierto, lo de tener a Fantasma enjaulado es buena forma de hacerlo volver a aparecer.

En cuanto a spoilers, a alcanzar las novelas e ir más allá, hemos dado este salto con un tema menos importante de lo que parece. La intriga de los Otros estaba bastante dejada de lado hasta ahora, pero ya que estaban centrándose en el Muro y más allá han decidido dar un paso más con estos seres. La dinámica, política o forma de ser de este enemigo apenas se ha expuesto claramente en los libros, y a muchos les ha impactado ver que la serie se adelanta sin rodeos. Pero lo cierto es que no es para tanto. Primero, es otro acierto no olvidar una trama importante, y además enlaza muy bien con el resto del tema del Muro. Segundo, lo que muestran se describe en las novelas aquí y allá (principalmente en cuentos de la vieja Tata), así que realmente no han inventado nada. Así pues, aparte de cogernos desprevenido a los lectores, lo que deja huella no es que muestren a los Otros o los Caminantes Blancos, sino que nos recuerda que ya hemos alcanzado a las novelas, y a partir de ahora nos comeremos la cabeza en varias tramas pensando en si son inventadas o son spoilers enormes. Algunos empezamos a tantear el dilema de si seguir viendo la serie el próximo año o esperar a los libros. Y la gran pregunta… ¿veremos el final de la saga antes en la serie que en los libros, y de ser así cuánto se diferenciará?

El resto del capítulo es notable, y si no destaca especialmente respecto a los anteriores, que tenían fallos e irregularidades más importantes, es porque no resulta muy intenso más allá de trabajar un buen clímax. Es lo que muchos llaman un episodio de transición, uno que prepara las tramas de cara al futuro. Ahora bien, como hago un análisis en profundidad, sin dejar escapar una, algún desliz se puede mencionar, aunque no sean tan importantes como para empañar su calidad o su disfrute. Pero como siempre digo, la serie está constantemente entre el notable y la excelencia, pero no termina de dar el paso para dirigirse más hacia al sobresaliente, siempre le falta pulir inconsistencias aquí y allá y sacar mejor partido de una fuente con una calidad que da para bastante más.

Salta a la vista que la violación de Jaime a Cersei, aun en el caso de que hagamos la vista gorda y lo consideremos sexo duro, no ha dejado secuela alguna. La relación entre ambos se mantiene como si ese momento no hubiera existido. Quizá están en un impasse, quizá han decidido omitir un encuentro que no salió bien… pero no me convence del todo la situación, un evento así debería dejar secuelas. Otro pequeño desliz parte de un acierto. Mostrar la nueva tendencia política, quién planeó el golpe contra Joffrey, es acertado, hay que mantener un rumbo claro en los acontecimientos, y tanto Meñique como Olenna impresionan por su frialdad, inteligencia y paciencia. Lo malo es que te lo dan demasiado mascadito, como si el espectador fuera tonto. No es propio de una serie de la HBO ser tan directa. El momento en que Olenna juega con el collar de Margaery es descarado y sobraba.

Siguiendo con la abuela, la cháchara sobre historias de su pasado no aporta nada, salvo confusión al meter nombres irrelevantes para la trama. No hacía falta tanto enredo para hablar del posible matrimonio de Margaery con Tommen. Por suerte el acercamiento de la Tyrell al joven está muy bien desarrollado, siendo tierno y erótico a partes iguales. Seguramente ya lo he comentado, pero aumentar la edad de Margaery (adolescente en las novelas) se mostró como un cambio acertado desde el primer momento, pues permite un personaje más activo y afilar la dinámica de confrontación entre ella y Cersei.

La parte de Bronn (sigue siendo el secundario roba escenas por excelencia), Tyrion, Jaime y Brienne es excelente. Todos los personajes están en su salsa… menos Tyrion, cuya vida como la conocía se le empieza a escapar de las manos y se comienza a ver cómo la tensión afecta a su personalidad: ya no es tan cínico, ya no ve el lado bueno de las cosas, porque parece que no hay. La despedida de Brienne juega muy bien con las miradas y los silencios, y pone ante el espectador otro giro interesante. ¿Qué será de ella, y qué será de Jaime sin ella?

La toma de Meereen puede resultar algo predecible, pero porque el desarrollo de acontecimientos, llegados a ese punto, no permite mucho más. La incursión por las alcantarillas es lo único que puede haber pillado por sorpresa al espectador menos avezado, pero el resto se ve venir aunque no por ello sea inevitable mostrarlo. Aun así, al final se pasan de obvios: no hacía falta ver cómo se cargan al noble, bastaba con insinuarlo. Por cierto, eso de que el grafiti esté en inglés, es decir, la lengua común de Poniente, y no en valyrio, es realmente absurdo. ¡Vaya metedura de pata! El plano de Dany sobre la pirámide tampoco sorprende, pero es una buena forma de resumir su victoria y su dominio sobre la ciudad, amén de que el trabajo con efectos especiales deslumbra en la ciudad de Meereen hasta el punto de que vuelve a apenarme que lugares como Invernalia o Aguasdulces tuvieran tan poca presencia.

Lo que no me ha gustado nada ha sido una frase, una simple sentencia, porque muestra bastante dejadez por parte de los guionistas. Que Daenerys no recuerde la cifra de niños clavados en postes, cuando tanto le afectó y se obligó a recordarlo y buscar retribución, no queda nada bien: recordar la cifra al espectador no requería dejarla como torpe. A la hora de escribir esto acababa de ver un capítulo de The Wire donde aparece un personaje desconocido y, como no encajaba en la lógica de la escena decir abiertamente quién es y a qué se dedica, lo señalan de forma sutil a través del diálogo. Esa es la diferencia entre rematar una escena con lo obvio y rematarla con maestría. En cambio los actores sí están a la altura, tanto Emilia Clarke como Ian McElhinney (Barristan), mostrando el último asombro, respeto y orgullo con la sutileza que le ha faltado al guión. Terminando con esta sección, darle unos minutos a Missandei y Gusano Gris ha estado muy bien para sacarlos del efecto “secundario que repite el mismo patrón en cada episodio”. Lo que no veo es un inicio de romance, como han dicho algunos.

Volviendo al Muro, a lo dicho añado algunos detalles que deberían haberse cuidado mejor. Jon se ha curado demasiado rápido de heridas bastante graves. No es creíble que deduzca que Bran pasará por el torreón de Craster, porque lo lógico es que evite sitios habitados. El discurso de Karl se me hace algo largo largo y su pose de villano loco algo excesiva, pero en general es inquietante y da grima. La calavera de la que bebe, la de Mormont… supongo que le ha dado algún tipo de tratamiento, como bañarla en alguna cera o arcilla, porque una calavera real ni presenta esa textura ni sirve como vasija, porque tendría agujeros (los ojos, la nuca). Sí que es duro el bebé entregado a los Caminantes, que aguanta el frío sin morir ni tan siquiera quejarse. Me ha sorprendido ver que ha habido no pocos espectadores que o se han sorprendido al ver a Locke en el Muro o directamente no sabían qué hace ahí. ¡Si lo han explicado claramente hace un par de capítulos! Asombrosa la escasa capacidad de atención de algunos. Con este panorama no sorprende que se vote con más nota a capítulos que tienen un golpe de efecto (El León y la Rosa con Joffrey, por ejemplo) aunque no sean tan buenos mientras dan menos nota a otros más lentos y complejos, porque no los entienden ni los disfrutan.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s